Get Adobe Flash player

Indígenas en la ciudad

La población indígena y las ciudades

Usar puntuación: / 59
MaloBueno 

La población indígena y las ciudades

Hernán Molina Echeverri*

 

 En las últimas décadas se presentan cambios significativos respecto a las dinámicas del poblamiento indígena y aparece la creciente urbanización de la población como uno de los factores más imporantes. La migración de la población indígena hacia las ciudades es un nuevo fenómeno, que adquiere relevancia y se acrecienta, con el impacto del conflicto armado que continuamente alimenta el desplazamiento forzado de la población. La participación de la población indígena en las ciudades no se refleja en el desarrollo de políticas que tiendan a garantizar el ejercicio de los derechos de este segmento de la población, y al contrario, la tendencia es a que se integren de forma marginal y en condiciones que conllevan a la deculturación.

 

Cifras de los sistemas de información

Para entender las migraciones de lo rural a lo urbano, hay que hacerlo desde una lectura  en los distintos sistemas de información donde se esboza la real dimensión de la migración de los indígenas asentados en los cascos urbanos de Colombia. Comparando las cifras poblacionales referentes a pueblos indígenas,  el censo de 1993 arrojó un total de 532.233[1] personas de distintos pueblos,  en relación con el censo de 2005, aparece un registro de 1.392.623[2] indígenas. Observando la variable indígena concentrada en los cascos urbanos del país, para  el mismo año de 1993 dicho censo  hablaba de 60.188 indígenas  urbanos, mientras que el censo de 2005 hace alusión a un total de 298.219[3], de los  cuales 198.424 están concentrados en las ciudades capitales.

 

Las ciudades capitales del país con mayor número de población indígena son Sincelejo, Riohacha,  Valledupar, Bogotá, Cali e Inírida. En el caso de Riohacha,  ello obedece  a que es un enclave dentro del territorio ancestral, incluso, los habitantes de esa ciudad son  en su mayoría de la etnia wayúu. De forma similar es el de Valledupar, como es sabido el resguardo de Atánquez  se encuentra en esa zona, razón por la cual esta dinámica poblacional hace  que  haya una fuerte concentración de población indígena en sus alrededores, es al mismo tiempo, un enclave dentro del territorio ancestral. Caso paradigmático es el de Bogotá: el censo de 1993 muestra un consolidado de 1.298 indígenas habitando la ciudad, lo que indica un crecimiento relativamente alto frente  al total  del censo de 2005 que es de  15.032[4] indígenas urbanos, es decir, la variación   de la población indígena de la capital de la república  entre uno y otro censo fue de 1.158%.

 

En lo relacionado a población indígena desplazada por motivos asociados al conflicto armado las cifras de la  oficina de  Acción Social nos indican que en el Registro Único para la Población Desplazada  a Febrero 28 de 2011 hay un total de 92.269 indígenas en la modalidad de desplazamiento, de los cuales 39.131 se encuentran en las ciudades capitales del país, es decir un equivalente al 42.4% del total nacional de  población indígena desplazada. Las ciudades con mayor recepción de población desplazada son Bogotá, Inírida, Valledupar, Cali, Mocoa, Popayán y Pereira -Ver Gráfico 1

 

Gráfico 1


Fuente: Acción Social. Registro Único de la Población Desplazada  a febrero 28 de 2011

Se evidencia que Bogotá sigue siendo una de las principales ciudades receptoras de la población desplazada en el país. Con una población de 15.032 indígenas según el Dane, de ellos, 7.288[5] se tipifican bajo la figura de  desplazados equivalente al 48.48%. En segundo lugar, Inírida y Valledupar  con 3.733 y 3.335 respectivamente. Por lo tanto, casos como los de San José del Guaviare y Yopal reflejan una preocupación dado que es mayor el número de población desplazada  frente al total de  la población indígena para esas dos ciudades -Ver Anexo 1-.

 

Políticas públicas

Es de resaltar que  en distintas ciudades del país los procesos de construcción de política pública han sido incipientes y no se muestran mayores avances. En el  caso de Bogotá  se tiene concertada  y formulada una política pública para los indígenas de la ciudad y un Plan de Acciones Afirmativas.  A Pesar de la formulación del  Plan de Acciones Afirmativas se persiste la violación sistemática  de los derechos fundamentales, representada en los derechos colectivos, civiles y políticos. Todo este compendio de derechos desde el punto vista jurídico y normativo desemboca en la necesidad de construir  políticas públicas con un enfoque diferencial teniendo en cuenta la dimensión de la salvaguardia  y protección de la integridad física y cultural de los pueblos originarios al amparo  de lo consagrado en la sentencia T 025 de 2004 y del Auto No. 004 de 2009 emanado de la Corte Constitucional de Colombia

 

La política de protección de la población indígena en Bogotá

Mediante  el Acuerdo 359  de Enero 5 de 2009  se establecen los lineamientos de política pública para los indígenas en Bogotá D.C., lienamientos que se asumen en el marco de una política de acciones afirmativas, las cuales según la Corte Constitucional en sentencia C-371 de 2000 considera que “con la expresión acciones afirmativas se designan políticas o medidas dirigidas a favorecer a determinadas personas o grupos, ya sea con el fin de eliminar o reducir las desigualdades de tipo social, cultural o económico que los afectan, o lograr que los miembros de un grupo subrepresentado, usualmente un grupo que ha sido discriminado, tengan una mayor representación”.[6]

 

Lineamientos de Política

Incluye los siguientes ejes:

  1. Fortalecimiento de la identidad cultural y ejercicio de derechos de los pueblos indígenas en el Distrito Capital y mejoramiento de sus condiciones de vida.
  2. Garantía de atención oportuna e integral, con enfoque diferencial, a la población indígena en situación de desplazamiento forzado por la violencia, en responsabilidad compartida con el gobierno nacional.
  3. Promoción de relaciones de entendimiento intercultural entre los indígenas y el conjunto de la población bogotana.
  4. Promoción de Bogotá, D.C. como ciudad multiétnica e intercultural, incluyente de todos los grupos culturales y sociales con identidades indígenas particulares. Una ciudad solidaria y respetuosa de la diversidad.
  5. Erradicación de prejuicios, estereotipos y prácticas sociales y simbólicas de discriminación e inequidad hacia los indígenas, por razón de su etnicidad.
  6. Reconocimiento y apoyo a las iniciativas de los pueblos indígenas, relacionadas con la acción política no violenta, la resistencia civil y la solución política al conflicto armado.
  7. Promoción de relaciones de corresponsabilidad social, transparencia y confianza entre el Distrito Capital y las autoridades y organizaciones indígenas.
  8. Garantías para el funcionamiento de los cabildos indígenas, en su calidad de entidades públicas de carácter especial que cumplen funciones administrativas, legislativas y jurisdiccionales en sus asuntos comunitarios.

 

Bogotá es una de las ciudades del país que mayor recocimiento ha dado a los Cabildos indígenas urbanos. Este proceso en la política de reconocimiento de la diversidad cultural ha llevado a que de cinco cabildos legalmente reconocidos se pase a un total de catorce.

 

Anexo No. 1 Total de Población Dane en ciudades  y total de población desplazada en el Rupd

CIUDADES CAPITALES

TOTAL POB DANE EN CIUDADES

TOTAL GENERAL DESPLAZADOS

% POBLACIÓN DESPLAZADA

BOGOTÁ, D.C.

15032

7288

48.48

INÍRIDA

9178

3733

40.67

VALLEDUPAR

29060

3335

11.47

CALI

9466

2656

28.05

MOCOA

6476

2600

40.14

POPAYÁN

7401

2128

28.75

PEREIRA

3115

2097

67.31

RIOHACHA

32168

1705

5.30

PASTO

2871

1481

51.58

MITÚ

9315

1348

14.47

FLORENCIA

997

1275

127.8

CÚCUTA

5006

1064

21.25

SANTA MARTA

4055

963

23.74

SAN JOSÉ DEL GUAVIARE

750

871

116.13

MEDELLÍN

2984

800

26.80

VILLAVICENCIO

1484

800

53.90

CARTAGENA

1469

763

51.94

SINCELEJO

34262

751

2.19

NEIVA

855

586

68.53

QUIBDÓ

1504

573

38.09

IBAGUÉ

3409

480

14.08

ARMENIA

1564

359

22.95

BARRANQUILLA

903

286

31.67

PUERTO CARREÑO

2753

260

9.44

MONTERÍA

1379

251

18.20

ARAUCA

640

177

27.65

LETICIA

8050

144

1.78

YOPAL

115

129

112.17

MANIZALES

744

127

17.06

BUCARAMANGA

1091

55

5.04

TUNJA

276

41

14.85

SAN ANDRÉS

52

5

9.61

TOTAL

198424

39131

 

 

 


* Profesional en Filosofía e Historia de la Universidad Santo Tomás. Consultor e Investigador Social en Derechos Humanos y pueblos indígenas. Asesor de Cecoin.

[1][1] DANE. 1993. Censo Nacional de Población y de Vivienda

[2] DANE. 2005. Censo Nacional de Población.

[3] Información desglosada del Censo de 2005

[4] Ibid.

[5] Acción Social. 2011. Registro Único de Población Desplazada a febrero 28 de 2011

[6]Corte Constitucional en sentencia C-371 de 2000

Actualizado (Martes, 02 de Abril de 2013 06:12)

 

Nuevos escenarios de vida indígena urbana: el caso de Bogotá

Usar puntuación: / 20
MaloBueno 

Por Hernán Molina Echeverri

 

Introducción

Elaccionar de la población indígena colombiana ha tomado en los últimos años nuevas formas de movilidad dado el contexto del desplazamiento por causas como el conflicto armado, el acceso amejores condiciones de vida como la vivienda, educación, empleo. De allí que se haya reconfigurado la dinámica del poblamiento en las grandes ciudades del país en los procesos del poblamiento  de lo rural a lo urbano. En dicha dinámica, los indígenas no han sido ajenos al poblamiento de la ciudad por diversas causas de orden social, político y económico, lo cual pone en evidencia  fuertes cambios  en sus modos de vida, con el fin de lograr  una mejor pervivencia y reproducción cultural.

 

Actualizado (Domingo, 22 de Julio de 2012 04:33)

Leer más...

 

Indígenas universitarios en Bogotá

Usar puntuación: / 9
MaloBueno 

Por Pedro Cortés Lombana

 
La presencia de indígenas en las universidades colombianas es un fenómeno reciente, que tiende a incrementarse y debe cualificarse progresivamente para responder a las demandas de los pueblos indígenas, de sus derechos a una educación que los fortalezca culturalmente, y que, a la vez, contribuya a la construcción de una academia abierta a otras culturas y saberes, y de una nación pluriétnica y multicultural, como lo demanda la Constitución Política. Según datos del Icetex, hasta fines del 2006, son 2.000 los indígenas que han pasado o están cursando estudios en 82 universidades del país (21 públicas y 61 privadas), de los cuales el 60% (1.200) estudian en el Distrito Capital. Hace 25 años los indígenas, con muy pocas excepciones, no llegaban a las universidades. Las etnias de las que provienen la mayoría de estudiantes son las siguientes (orden descendente): pastos, de Nariño; nasas o paeces, del Cauca; wayúus, de La Guajira; camentsás e ingas, de Sibundoy Putumayo; arhuacos de la Sierra Nevada.

 

 

Actualizado (Domingo, 22 de Julio de 2012 04:42)

Leer más...

 

Trasplantar el árbol de la sabiduría: Malocas, maloqueros urbanos y comunidades de pensamiento en Bogotá

En el contexto actual de movilidad indígena hacia las grandes ciudades, Bogotá y sus alrededores han sido testigos del establecimiento de viviendas ceremoniales amazónicas destinadas a un sector particular de la población urbana. A partir de la reconstitución de este proceso, el presente artículo analiza la reconfiguración de la maloca y de algunos de los elementos asociados a ella. En particular, la figura del anciano, las alianzas interétnicas con otros actores indígenas y no-indígenas del escenario urbano y la progresiva gestación de un grupo distintivo de "empresarios étnicos" dentro de la comunidad Uitoto residente en la ciudad. La interacción entre estos actores, cuestiona la imagen tradicional del indígena, imagen que hoy parece disolverse para crear un nuevo espectro de posibilidades de identificación.

Descargar documento: Trasplantar el árbol de la sabiduría

Actualizado (Domingo, 22 de Julio de 2012 04:44)

 

Migraciones indígenas en las Américas

Las condiciones de pobreza, inequidad, exclusión e inestabilidad política y social en la región y en el mundo han incrementado el fenómeno de las migraciones. Diversas investigaciones dan cuenta de la magnitud de su impacto multidimensional en los países de la región; sin embargo, la especificidad de las migraciones indígenas ha sido poco estudiada, según ha podido constatar el Instituto Interamericano de Derechos Humanos (IIDH) a lo largo de más de dos décadas de trabajo en el campo de los derechos humanos en general y de los pueblos indígenas y las migraciones en particular.

Descargar documento: Migraciones indígenas

Actualizado (Sábado, 17 de Septiembre de 2011 01:21)

 
Más artículos...